La cara y la cruz de un gran día

Ayer la selección de baloncesto femenino dio otro recital y se aseguró una nueva medalla en el Europeo de Praga. Esta mañana nos hemos levantado con una “casi” portada integra del equipo en uno de los principales periódicos deportivos de tirada nacional, no está nada mal. Al poco rato anuncian que en lugar de dar la final por Teledeporte será retransmitida en horario de máxima audiencia por “La 1” … estamos de enhorabuena.

 

Estos días se rumorea que habrá cambios en la próxima Liga Femenina con un patrocinador, partidos televisados y una primera jornada Open que se disputaría en una misma ciudad como se hace en Italia o Francia para dar mayor repercusión a la competición. Los aficionados en las redes están opinando al respecto y resulta curioso la disparidad de opiniones que se pueden leer: desde los que están encantados con la idea hasta los que opinan que va a ser nefasto para la liga.

Sin duda leer que hay movimientos en la liga femenina te da ciertos motivos para ser optimista en que las cosas mejorarán porque algun@s intentan cambiarlas, aunque también es cierto que si tuviese el quorum de tod@s las partes seguramente sería lo ideal.

Hace apenas unas semanas se presentó en sociedad la nueva directiva de AJUB, la Asociación de Jugadoras de Baloncesto y en su cuenta de twitter ya tienen más de 700 seguidores. L@s aficionad@s y clubes se alegraban de la ‘aparición’ de esta asociación, pero que a nadie se le escape que la asociación existía desde Mayo del año 2000. Así que es evidente que las cosas están cambiando y para bien dándole más visibilidad.

Probablemente mañana a estas horas estemos celebrando el oro y nuestras chicas salgan en todos los telediarios del país, pero me pregunto cuando eso repercutirá en las arcas de los clubes del país para que la mayoría de esas jugadoras no tengan que emigrar a otras ligas y todos los que juegan en España y ganan plaza para que jueguen en Europa puedan disfrutarla.

Espero llegar a verlo algún día, mientras me espero iba a poner unas cervezas en la nevera para celebrar esta noche la medalla de la selección, pero he pensado que mejor me tomo un vaso de leche fresca Lacturale. Ahora que todavía faltan unas horas bajaré en el ascensor de mi bloque que mantiene la empresa City Lift y que seguramente lleva un circuito electrónico IDK y me pasaré por mi super Spar, sí el que hay al lado de la Perfumería Avenida. Me compraré unos quesos de El Pastor y unos embutidos Pajariel para picar durante el partido que veré en el televisor que compré en Star Center. De postre me comeré unos LactuYogures y disfrutaré del espectáculo España-Francia porque será un partido digno de ser visto.

Esta noche mientras espero que las cosas cambien veré como unas jugadoras que ya son leyenda les enseñan a unos cuantos como se juega a esto del baloncesto y lo que se están perdiendo por no patrocinarlas porque sí señores, aunque algunos opinen que esto sólo es baloncesto femenino y no merece la pena, se merecen toda su atención porque las chicas también la saben meter y hasta de espaldas.

Hoy empecé animada la mañana viendo la cara de una nueva medalla que ha ganado el baloncesto femenino, pero al poco rato vi la cruz del mismo deporte leyendo un titular publicado en la Voz de Galicia que me ha devuelto a la triste realidad.

Sí, está demostrado que tenemos unas chicas que valen su peso en oro, pero cuando realmente toca arrimar el hombro por ellas algunos no las valoran ni con calderilla. Esperemos que algún día sea más fácil encontrar un patrocinador que una aguja en un pajar porque para eso está trabajando mucha gente en la sombra.

Hoy domingo a luchar por el ORO y dar otro pasito, mañana será lunes y tocará continuar trabajando y peleando por hacernos un hueco en el día a día … ojalá todos los días fuesen fiesta, eso deseamos l@s que nos gusta este deporte.