Érika de Souza: «El racismo debe combatirse diariamente»

“¿Sabías que de cada 10 asesinatos en Brasil, ocho son de personas NEGRAS como yo? Esta no es sólo una lucha por los negros, es una lucha por TODOS. No es suficiente no ser racista, hay que ser ANTIRACISTA ”. La frase fue publicada por Érika de Souza en Twitter unos días después del asesinato de George Floyd por un policía en Minnesota, Estados Unidos. Hija de una madre negra y un padre blanco, la jugadora de 38 años, con varios títulos en su carrera, incluido el de la WNBA en 2002, la liga de baloncesto estadounidense y una referencia del equipo brasileño actual, quería ser escuchada, después de todo, porque sentía prejuicios en su piel. . En una entrevista con Estadão, se sumergió en la experiencia de la vida para tocar la herida que insiste en abrirse.

Usted tomó una posición pública contra el racismo después del caso del asesinato de George Floyd … ¿Cuáles fueron sus sentimientos en ese momento?

El deporte da la falsa impresión de que no tenemos racismo, porque tenemos muchos ídolos negros, como Pelé, Michael Jordan, Serena Williams … Es una idea falsa que los negros son valorados. Personalmente nunca tuve un problema con los equipos en los que jugué. Mi mamá y mi abuela son papá y mamá negras y mi papá es blanco. Siempre me pregunté por qué mi mamá tiene que ser una sirvienta y mi papá es tratado como el hombre blanco. Es triste ver esto en la sociedad. Tengo un hermano blanco con ojos azules. La gente no dice que él es mi hermano. También tengo dos sobrinas, una con piel negra y la otra blanca con ojos azules, y a menudo escuché a personas decir que no era la hija de mi hermano.

¿Existe un racismo cerrado en Brasil?

Está un poco más escondido. La gente se avergüenza de asumir, de luchar. Comenzó en los Estados Unidos, pasó por Europa y luego Brasil se manifestó. Esto siempre debe suceder. Tenemos negros en el deporte y en todos los sectores. Tenemos que protestar, apoyar, luchar para que eso no suceda. En las universidades, por ejemplo, tenemos una cuota mínima. ¿Porque? ¿Son los blancos más inteligentes? ¿O no pueden los negros entrar en una sociedad blanca? Todos somos iguales, tenemos el mismo derecho.

¿Cómo ve al presidente de la Fundação Palmares, Sérgio Camargo, afirmando que no hay racismo en Brasil?

Es repugnante. Por supuesto que lo hay. La gente solo trata de minimizarlo. Si no hay racismo, entonces tenemos que mostrarlo. Los negros deben tener derecho a vivir en una sociedad igualitaria. Tenemos que terminar esto. Luchar por un cambio para que no afecte el futuro de mi sobrina, los hijos o hermanos de otras personas. Tenemos que enseñar este valor.

¿Qué se puede hacer?

Tenemos que comenzar siendo antirracistas. El racismo necesita ser combatido diariamente. No sirve de nada publicar en Internet, camisetas … Tenemos que convertir la acción en práctica. Comenzando desde casa, pasando por la escuela. El pequeño amigo no puede avergonzarse del otro amigo porque tiene la piel más oscura. Debe haber una historia para explicar, para decir que no tiene que existir. Los niños necesitan entender que una vida negra es importante, al igual que una blanca. Mis sobrinas nacieron una con los ojos azules y la otra con el pelo rizado, pero son descendientes de la misma abuela, la misma bisabuela y la misma familia. La gente necesita entender que tenemos un mestizaje en Brasil.

¿Todos los atletas necesitan posicionarse?

El atleta tiene una enorme visibilidad, llega a muchas personas. Nuestro papel no es sólo en la cancha. Tenemos que posicionarnos. Por supuesto, tenemos miedo de que algo nos suceda, pero creo que todos los atletas deben tomar una posición, no podemos dejarlo pasar. Tenemos que demostrar que todos somos iguales. Los atletas de hoy son más coincidentes, están preocupados por estos problemas. Cuando una persona es atacada, todos sufrimos. Tenemos que sufrir juntos, sentir este dolor e intentar acabar con él.

Foto: Wilton Junior/Estadão

¿Viste el video de George Floyd?

Vi por qué pasó muchas veces. Y ni siquiera terminará allí. ¿La gente ha salido a las calles y ahora nadie sufrirá racismo? Lamentablemente volverá a suceder. La gente volverá a salir, protestarán, se abofetearán, como lo hicieron los atletas en los Estados Unidos, pero no servirá. Son las personas que están allá arriba, con poder, quienes necesitan hacer algo para que podamos tener un cambio. Los oficiales de policía necesitan ser entrenados para lidiar con estas situaciones. Están allí para defendernos, no para matar.

Otro asunto importante. ¿Se tratará alguna vez a hombres y mujeres como iguales en el deporte?

El prejuicio para nosotras las mujeres va mucho más allá. Los aficionados nunca me han despechado en la cancha, como ha sucedido con algunos compañeros de equipo. Pero hay un tratamiento diferente. Soy campeona de la WNBA, gané ocho títulos en España, tengo antecedentes en el equipo nacional y nadie me ha ofrecido un patrocinio. Son ejemplos tontos que pesan. Hay muchos jugadores que conquistaron mucho menos, que nunca jugaron para el equipo nacional y reciben equipo deportivo. Sucede mucho. La única justificación que veo es que soy una mujer. Como he escuchado y otros jugadores también. Porque es una mujer, es más difícil. Esto no lo justifica. Tenemos que hablar, tengo que alentar a las otras chicas a hablar, porque de lo contrario pasará de generación en generación.

¿Cómo estás lidiando con este momento pandémico?

Ha sido difícil. Para el atleta, entrenar en casa es muy diferente de estar en la cancha, o incluso en el gimnasio. Pero espero que todo vuelva a la normalidad pronto, que todos puedan hacer su trabajo diario normalmente. Mi esposo y mi cuñado, por ejemplo, tienen un gimnasio y ha estado cerrado por tres meses. ¿De dónde viene el sostén de la familia? Están buscando alternativas para no tener que retrasar las facturas.

¿Estás sin cobrar de ningún equipo?

Tengo un acuerdo con Sampaio (Correa), estuve de acuerdo con ellos antes del final de la temporada en España, pero nunca me presenté. Tan pronto como regresé (de Europa), ya tuvimos esta situación de pandemia y tuve que quedarme en casa. Así que no cobro un salario, porque sólo me pagarán desde el momento en que me presenté. Así que espero que pueda suceder pronto.

La Liga de Baloncesto Femenino se reunirá el próximo martes para determinar si el torneo se reanudará. ¿Qué piensas sobre eso?

Tenemos un grupo de WhatsApp y siempre hablamos de ello. Si hay un 200% de posibilidades de que sea seguro, con todas las precauciones necesarias para no dañar a nadie, jugadoras, con una prueba para todas, estoy a favor de la reanudación. Será necesaria la inversión financiera, pero creo que algunas empresas pueden estar interesadas en este punto porque también necesitan visibilidad.

Brasil está fuera de Tokio. A los 38 años, ¿es posible ir a los Juegos de París-2024?

Está lejos. Sueño con ser madre. Creo que para la Copa del Mundo (2022, en Australia), tal vez. Hablé con Diego (Falcão, entrenador físico de la selección) y me presentó a un médico deportivo. Ya me cuidé, sobre todo porque mi marido es entrenador personal. Con la ayuda de Diego y ahora Gil, quiero jugar la Copa del Mundo a los 40 años y decir adiós. Mi despedida sería en Tokio, pero desafortunadamente no pudimos clasificarnos y ahora voy a alargar un poco.

Fuente: Marcius Azevedo en Estadao ‘Racismo tem de ser combatido diariamente’, afirma Érika de Souza

Foto portada: Wilton Junior/Estadão