Emotiva carta de Breanna Stewart a Sabrina Ionescu antes del draft de la WNBA

El próximo viernes se celebrará el draft de la WNBA 2020 y Sabrina Ionescu tiene muchos números de ser seleccionada con el número 1. Hace cuatro años era Breanna Stewart quien estaba en esa misma situación y ésta ha querido a través de una emotiva carta compartir con la rookie Ionescu lo que sintió y como afrontó los cambios que se sucedieron en su vida a partir de entonces.

La joven promesa hará bien en leer la carta y tomar buena nota de los consejos de Stewart porque demuestra tener una enorme madurez y humildad, a pesar de ser una de las mejores jugadoras del mundo. Aspectos que sin duda la han ayudado a superar con éxito la complicada lesión del telón de Aquiles que la aparto de las pistas ahora hace un año.

 

Querida Sabrina: el consejo de Breanna Stewart sobre la vida como nº 1 del draft de la WNBA

«Hola Sabrina,

me hago una idea de lo que estás pensando ahora cuando se acerca el draft de la WNBA. Todo se está volviendo real. Se espera que seas la primera elección de New York Liberty. Esa era yo hace sólo cuatro años.

Después del partido por el campeonato nacional, tuve nueve días para elegir un agente, ir a la entrega de premios, decidir sobre un acuerdo de calzado, decidir qué ropa te ibas a poner y hacer muchas entrevistas con los medios antes al draft. Fue una vorágine. Probablemente sea algo así como sentir que tenías 72 horas para decidir si te ibas antes o regresabas a Oregon el año pasado. Ahora estás en una situación diferente, porque ahora nos vemos obligados a abrazar lo desconocido mientras navegamos por la pandemia.

Es difícil ver los aspectos positivos cuando parece que te han quitado tanto. Perder un mentor en Kobe, luego el torneo y tu oportunidad por conseguir el título de nuevo. Es difícil incluso imaginar la angustia. Lo has manejado con madurez.

Todos nos damos cuenta de que están sucediendo cosas más importantes que los deportes, pero por lo que significa, estoy muy contenta de que el draft se pueda celebrar. Y a pesar de lo extraño que pueda parecer hacerlo virtualmente, estoy feliz de que puedas experimentar ese sentimiento. Hay una diferencia entre pensar en ser elegido No. 1 y luego escuchar tu nombre. Para mí, fue una extraña y estimulante sensación de alivio, satisfacción y emoción sobre lo que sigue a la vez. Geográficamente, será un gran movimiento para ti. Has pasado tu vida en la costa oeste y vienes de una familia y un equipo muy unidos, y te mudarás lejos. Crecí en Nueva York, vi mi primer partido de la WNBA en el Garden, fui a la escuela en Connecticut y nunca había estado en Seattle, así que estamos coincidiendo de alguna manera.

Mi consejo sobre cómo afrontar este gran cambio? Deja que la ciudad te dé la bienvenida. No tienes que resolverlo todo por tu cuenta. La gente querrá mostrarte, decirte los mejores lugares y restaurantes no turísticos. Es todo lo contrario en el baloncesto. Como novata, entiendes muy rápidamente que estás jugando con y contra personas que son más grandes, más rápidas y más fuertes. Es la mejor liga del mundo y solo tiene 144 puntos. Primero en el campo de entrenamiento, luego, una vez que llegas a la cancha contra profesionales experimentadas, te das cuenta de que la gente está jugando para ganarse la vida.

Sin embargo, dentro de esa atmósfera competitiva, puedes aprender de las mejores. Siempre estoy mirando a Sue Bird, incluso ahora, para ver lo que está haciendo. Sé que tendrás mucha responsabilidad como base, y Sue es una maestra en eso: incluso cuando las cosas están realmente tensas en el juego, es capaz de calmar al equipo y no se perturba. Ya sabes que su coeficiente intelectual de baloncesto está fuera de lo normal y cuando habla, la gente la escucha.

Pero ser líder no es solo la parte vocal de Sue, también es la forma en que hace cosas como cuidar su cuerpo. Para mí, veo que Sue siempre se revienta el culo, y necesito hacer eso también, aún más. Ella ya se ha hecho un nombre, pero es diligente con la excelencia. La ha mantenido.

De eso se trata en última instancia. Eres una novata, por lo que debes lograr el equilibrio correcto entre la confianza y ser una esponja, pero debes saber que, en última instancia, se trata de hacer el trabajo. Preséntate y trabaja duro y te ganarás el respeto. 

A medida que envejezco y con la mayor experiencia que tengo en mi haber, he llegado a comprender cómo amar el baloncesto sin estar completamente definida por él. Eso lo aprendí aún más después de roperme el talón de Aquiles que me obligó a perderme la última temporada de la WNBA. Que te quiten el baloncesto te hace pensar en tu lugar en el mundo.

Entonces, ¿cómo puedo ayudar a las personas? ¿Cómo puedo impactar? ¿Cómo quiero ser recordado? Parte de eso es encontrar tu voz. No todo el mundo te va a amar, como jugadora de baloncesto o como persona, pero siempre sé clara sobre quién eres, y en un mundo incierto, eso te llevará a lugares. Recuerda, que también te puede llevar a otros muchos. Como sé cuánto te gusta el baloncesto, sé que es muy probable que hayas soñado con la idea de ser reclutado desde que eras una niña. El viernes, te unirás a un club exclusivo en el mundo del deporte como la elección número 1. Cuando mires a todas las otras personas que han sido seleccionadas en el número 1, querrás estar a la altura de esos estándares.

Con todo lo que está sucediendo en el mundo ahora, puede ser difícil concentrarse en disfrutar el momento. Pero deberías. Solo te reclutan una vez y te lo has ganado. Esta semana, tu sueño se hará realidad, y verlo suceder podría ser lo que inspire a una niña a salir y tratar de romper sus registros.

Ella nos honraría a tod@s al hacerlo.

¡Buena suerte!

Stewie»

La carta leída por Breanna Stewart

 

Fuente de información: ESPN-Dear Sabrina — Breanna Stewart’s advice on life as the No. 1 WNBA draft pick