Anna Cruz será una de las caras del nuevo Kutxabank Araski 

Finalmente se confirmaron los rumores y hoy se ha anunciado el fichaje de Anna Cruz por el Kutxabank Araski. Era sólo cuestión de tiempo porque cuando el río suena y además tan insistentemente normalmente suele traer agua como así ha sido.

Escuchando a la protagonista de la noticia es evidente que si no se ha anunciado antes no ha sido precisamente por falta de ganas de ambas partes porque esto de tenerse que hacer los suecos respondiendo con evasivas no va ni con el carácter de la catalana ni de los vascos.

Si algo les caracteriza a amb@s es su transparencia e ir de frente cuando se les pregunta, pero ahora con perspectiva se entienden mejor los timmings. Tocaba esperar porque había otras prioridades como era presentar a Kutxabank como nuevo patrocinador del equipo y realizado este trámite el pasado miércoles la buena nueva no se ha hecho esperar.

Sinceramente la primera sensación al tener noticia de este supuesto fichaje hace algunas semanas fue de sorpresa e incredulidad como imagino que le debía pasar a la mayoría de aficionados. Cómo una jugadora top como Anna Cruz iba a ir a un equipo humilde como Araski con todo el cariño, cuando ha estado jugando en clubes de la zona alta de la Euroliga en Rusia y Turquía con la novias que debía tener?

Luego tocaba valorar los condicionantes y sí era factible porque pensé que con ese acuerdo ganaban ambas partes. Anna estaría en plena fase de recuperación y necesitaría recuperar el ritmo por lo que Vitoria es un excelente sitio para jugar sólo una competición y ponerse al día. Y está claro que el cuerpo técnico de Araski la va a poner en forma en tres tardes y eso Cruz lo sabe bien porque conoce de primera mano a quien le va a dar caña.

Foto: FEB

Ahora bien después de conocer la retirada de Xargay la verdad es que todavía se entiende más la decisión de Anna Cruz porque me da la sensación que han tenido una trayectoria muy similar y han vivido experiencias parecidas. Xargay no ha sido de mucho expresarse y quizás por eso haya podido sorprender más su decisión. Cruz en cambio sí se ha sincerado sin tapujos y sólo hay que recordar su adiós a Rusia hace poco más de un año para irse a Turquía donde apenas ha podido jugar por culpa de las lesiones:

«Fin a una etapa de 6 años en los que he aprendido a sobrevivir, a disfrutar, a estar sola, a sufrir, y a llorar de alegría y de tristeza. Ah! Y algo de ruso también he aprendido.. 😅

En estos 6 años he encontrado a gente que ha hecho el camino más ameno y que me llevo en el corazón, gente que ha pasado sin más, y gente que me lo ha puesto difícil.

No voy a mentir, ha sido un camino duro de cojones. Los más cercanos sabéis de lo que hablo y sabéis también que de aquí me voy directa al psiquiatra 😉»

Foto: FIBA

Por eso creo que Anna Cruz se va a Araski a recuperar la rodilla, pero sobretodo y lo más importante, a recuperar las ganas e ilusión por seguir jugando al baloncesto. Si Anna Cruz juega la próxima temporada en la Liga Femenina Endesa y en concreto en el Kutxabank Araski es porque habrá puesto mucho de su parte para hacerlo posible porque conociendo la gestión presupuestaria que hacen en Vitoria seguro que no habrán estirado más el brazo que la manga y menos con el panorama actual, así que hay que agradecerle el gesto a la catalana por hacerlo posible.

Si lo anterior es una suposición de lo que no me cabe duda es que Anna Cruz ha escogido el lugar idóneo para volver a ser feliz y enamorarse de este deporte. En Vitoria además de un equipo competitivo encontrará una familia en el club que la hará sentir como en casa, algo que desde hace siete años echa en falta y eso sumado al cariño que le va dar la marea verde poco se va a parecer a lo que ha vivido fuera de casa.

Foto: FEB

Ahora mismo creo que estamos alucinando con la llegada de Anna Cruz a Araski porque sabemos la calidad y el historial que trae consigo, pero cuando acabe la temporada creo que quien habrá flipado más será ella porque tendrá la sensación que en lugar de Rusia y Turquía venía de las Antípodas.

En unos meses podrá confirmar que tomó la decisión correcta y es que una apuesta ganadora no lo es necesariamente por conseguir títulos, sino por ser feliz por encima de éstos.

 

Booking.com
Booking.com